REHOBOT REAL ESTATE

Conoce el Metaverso inmobiliario: inversiones en el mundo virtual

Los bloqueos ocasionados por el Covid-19 nos han llevado definitivamente a aprender cosas nuevas. La tecnología por su parte ha sido un aliado nuevamente para no interrumpir actividades tan importantes tales como la educación, la gestión administrativa, los pagos, las comunicaciones, compras a domicilio, conferencias y reuniones a distancia. Sin duda, hoy la tecnología está siendo más fundamental y determinante que nunca.

Por ejemplo, el teletrabajo se ha convertido en la opción más valiosa para que millones de personas de todo el mundo puedan continuar laborando sin necesidad de tener que exponerse al virus en las calles, oficinas, recintos. Entonces, esta modalidad laboral que antes de la llegada de la pandemia era considerada en muy pocos casos, pero ahora ha cobrado una vigencia notable para poder reducir de alguna forma la cantidad de personas en los lugares de trabajo.

Aplicaciones innovadoras pero bastante sencillas están haciendo posible poder acceder a equipos remotos, poder llevar a cabo encuestas virtuales, poder transferir información, realizar pagos y continuar haciendo labores y gestiones de la misma forma como se hace desde una oficina.

Por su parte, el sector inmobiliario ha demostrado por décadas su capacidad para innovar rápidamente y adaptarse a las necesidades más inmediatas del mercado. Específicamente en el entorno tecnológico, los bienes raíces han estado adoptando las herramientas necesarias para poder continuar adelante con las transacciones en medio de los bloqueos y la nueva normalidad. Actualmente las agencias han echado mano de las herramientas digitales disponibles y plataformas con diferentes tipos de utilidades. Son elementos necesarios que se han tenido que aprender a usar en el menor tiempo posible para seguir la actividad económica en el sector.

La nueva normalidad

Antes de adentrarnos al tema que nos trae aquí, es importante hablar acerca de esto, y es que la nueva normalidad consiste en los diversos cambios y ajustes que se han tenido que hacer en la vida cotidiana de cada persona en función de poder mitigar la propagación del Covid-19 y de las nuevas variantes del virus.

Todo esto ha sido necesario, ya que a pesar del lanzamiento de las vacunas y de la cuarentena en todos los países del mundo, que han ayudado a reducir de alguna forma la velocidad de propagación del virus y sus variantes, no es posible mantener congelada la economía en general.

Por supuesto esta nueva normalidad y sus adaptaciones no son ajenas al sector inmobiliario. Como hemos mencionado, los bienes raíces han acelerado hacia la innovación tecnológica, e inclusive es uno de los sectores económicos que mejor ha gestionado todo el tema de la pandemia y las medidas de seguridad, dándole nuevas opciones tanto a los inversionistas como a las agencias inmobiliarias para continuar adelante.

Entonces, es por eso que las herramientas digitales que se han venido implementando en medio de la pandemia están siendo útiles para poder reinventarse, ya que, al minimizar los desplazamientos y gestiones presenciales, no solamente se reduce considerablemente el riesgo de nuevos contagios, sino que al mismo tiempo se ahorra tiempo y dinero, algo que está generando un nuevo panorama.

Por ese motivo, el uso de herramientas digitales como el metaverso se hacen indispensables en estos tiempos de crisis. Entonces, la nueva normalidad tiene mucho que ver con reinventarse, ya que todos los sectores incluyendo el de bienes raíces, se han visto afectados. Si bien algunos han sabido fortalecerse, la mayoría han tenido que reaccionar y actuar para poder continuar de pie.

El metaverso inmobiliario

Con la tecnología que tenemos actualmente, con la realidad virtual en su mayor auge, los espacios en 3D, el Blockchain, las criptomonedas y la digitalización express que surgió a causa de la pandemia, el mundo virtual está ocasionando que los inversores inmobiliarios se interesen cada vez más en adentrarse en este espacio, adquiriendo inmuebles digitales.

Durante los bloqueos por Covid-19, la demanda de propiedades en el mundo virtual, conocido como metaverso, ha incrementado significativamente. Según algunos datos, en el metaverso inmobiliario se han gestionado más de 40 millones de dólares, entre terrenos, propiedades, avatares y complementos. Estos mundos virtuales se construyen sobre cadenas encriptadas que a su vez utilizan monedas virtuales para poder llevar a cabo sus operaciones.

El metaverso, no solamente se basa en un espacio lúdico donde las personas se pueden reunir con otras personas y jugar online, también es posible realizar transacciones financieras, donde de hecho muchos inversores están destinando parte de su patrimonio para obtener nuevos espacios virtuales.

Inclusive, podemos decir que este nuevo panorama de compra y venta de propiedades virtuales, es algo parecido a la batalla por los nombres de los dominios de Internet, que todavía continúa. Entonces, las personas que se están conduciendo digitalmente desean de alguna manera comprar a un precio asequible una propiedad virtual, ya que comprenden que más adelante su valor aumentará cuando entren en la etapa de mayor demanda y una oferta más regulada.

Así como sucede en la vida real, las propiedades que están ubicadas en las zonas más centralizadas dentro de las ciudades virtuales, son las que más valor tienen, y eso se debe a que la mayoría de los usuarios transitan por allí. Estamos inclusive hablando de un mundo paralelo al que conocemos, donde las cosas se mueven de una forma similar. La verdad es que no se trata de un juego, dentro de este mundo virtual se mueve mucho dinero, de hecho se están vendiendo propiedades hasta por 500 mil dólares.

Inversiones virtuales, una realidad inminente

Las propiedades virtuales, son activos del mundo virtual y paralelo que se conoce como Metaverso. Como hemos mencionado, los metaversos son mundos virtuales, y a estos espacios virtuales arriban todo tipo de usuarios de todas partes del mundo, para interactuar por medio de sus personajes digitales ‘avatares’.

Entonces, algunos de estos Metaversos se basan en la realidad virtual y otros adoptan los aspectos sociales y comerciales de una experiencia compartida dentro de este ambiente virtual. Dentro de estos mundos virtuales, la escasez digital es bastante común, inclusive hay muy pocas propiedades inmobiliarias en estos Metaversos por ahora, y de la misma manera que sucede en el mundo real, solamente algunas propiedades son rentables hablando en términos de negocios.

También es importante resaltar que los activos inmobiliarios virtuales son activos digitales no fungibles, que a su vez son un espacio virtual limitado y escaso que reside dentro del Metaverso. Cabe destacar que actualmente existen algunas compañías especializadas en la gestión de inversiones inmobiliarias dentro de estos mundos virtuales.

La realidad virtual en los bienes raíces

Por su parte la realidad virtual es una tecnología con muchos años en el mercado y hoy más que nunca ha estado ganando un gran interés en el mundo de los negocios, al reconocer en ella una valiosa oportunidad de conquistar a los consumidores. Esta tecnología de realidad virtual dentro del sector inmobiliario ya es un hecho y se está aprovechando de diferentes maneras.

Con el simple hecho de recurrir a la realidad virtual, son muchas las nuevas ideas que surgen acerca de todo lo que se puede hacer con esta tecnología en las inmobiliarias, ya que se puede aprovechar de múltiples maneras, incluyendo en el Metaverso.

La verdad son muchos los beneficios que se consiguen por medio de la realidad virtual inmobiliaria, ya que por medio de esta tecnología es posible llevar a los clientes potenciales y consumidores del sector inmobiliario a que experimenten experiencias donde la comodidad, conveniencia y eliminación de todo tipo de riesgo son factores realmente diferenciadores.

Con esta tecnología a la mano para las inmobiliarias y los agentes de bienes raíces, se puede definitivamente ser mucho más competitivo. Entre las razones más destacables que hacen de la realidad virtual un aliado sólido para el sector de bienes raíces podemos resaltar las siguientes: (Presentación de espacios e inmuebles. Demostración y representación en proceso de remodelación, haciendo posible poder mostrar a los clientes potenciales espacios terminados aun cuando el trabajo de remodelación o de construcción está andando. Visitas guiadas para mostrar cada espacio de las propiedades desde la comodidad y seguridad de sus casas).

Conclusión

Como hemos podido ver, la apuesta por el dominio del mundo virtual es una realidad en nuestro tiempo, es por eso que debemos asumir esta verdad, debemos de convivir entre estos dos mundos y acostumbrarnos a realizar operaciones inmobiliarias en nuestro mundo real y en el virtual al mismo tiempo. Esto es algo que a muchos les cuesta aceptar, pero es necesario adelantarse a los acontecimientos y estar al día con la tecnología.

Entonces, si actualmente ya se puede llevar a cabo una operación de compraventa inmobiliaria de manera online, y más con la latencia de un mundo virtual con Blockchain y Criptomonedas, es indispensable dar un paso adelante y tomar decisiones competentes al respecto. ¿No lo crees así?

 

Leave a Reply

Related Posts

Te presentamos cinco consejos para evitar estafas al comprar una casa